La Cebadilla, el pueblo encantado de la Alpujarra

  • La Cebadilla, el pueblo encantado de la Alpujarra
  • Fecha: 15/07/2016

Seguro que estás pensando en escapar del calor, al pueblo, a la montaña, a la playa… pero ¡cuidado! sea donde sea, infórmate antes por si acaso… no vayas a dar con una aldea como ésta.

¡Nada más oír su nombre nos da escalofríos!

No hace falta que seamos nosotros quien diga que la Alpujarra es un lugar de ensueño, con sus pueblos blancos y con un enclave natural inigualable. Lanjarón, Capileira o Trevélez son algunos de los que gracias a su buen mantenimiento, atraen a la mayor parte de visitantes, los cuales, aparte de descubrir los encantos de cada pedanía, disfrutan de los alrededores haciendo rutas.

Hace poco, en una de esas excursiones, una pareja de caminantes nos hablaron de una peculiar aldea abandonada llamada “La Cebadilla”, la cual se construyó para que los trabajadores de una hidroeléctrica pudieran hacer vida allí con sus familias.

En el pasado, este lugar era muy rico, de hecho, era uno de los pilares principales que mantenían el famoso  pueblo de Capileira, pero cuando dicha infraestructura dejó de funcionar, la gente emigrando del poblado hacia la ciudad. Tan sólo quedaron algunos ancianos que se aferraron hasta el final a sus casas de siempre, al viento de la montaña y a la soledad del valle.

Ahora, ya no queda nadie, el terreno se ha vuelto difícil, porque va hacia ninguna parte y  la hidroeléctrica ya no es la construcción moderna e imponente que era en su día, tan sólo es un viejo monstruo de hierro oxidado que parece amenazar con derrumbarse en cualquier momento para poner el punto final a “La Cebadilla”.

Sin embargo, también se rumorea que esta quietud es sólo una apariencia que esconde cientos de historias, una por cada alma que pasó su vida allí, y que aún recorren las veredas del Valle de Poqueira buscando volver al pasado.